Conectate con nosotros
Google Stadia Google Stadia

Articulos

Google Stadia me da miedo

Te contamos todo sobre el Netflix de los videojuegos que acaba de presentar el rey de internet.

Juan Lomanto

Publicado

en

Bue, a ver, vamos a arrancar desde cero. Google Stadia marca el ingreso total de la empresa líder de internet dentro de la industria que más amamos. Y se trata, hablando mal y pronto, del Netflix de los videojuegos. Entendido esto, empecemos a profundizar.

Desde hace unos meses se sabía que Google iba a presentar algo relacionado al tema en la GDC 2019, la feria de desarrollo de videojuegos más importante del mundo. Y si bien no estaba claro de qué se trataba, era casi obvio que iba a venir por el lado del streaming. No los veíamos haciendo una consola.

Pero la cosa no es tan simple como aparenta.

Como muchos de ustedes deben saber, está lleno de servicios a nivel mundial que se denominan así mismos como “el Netflix de los videojuegos”. Sin ir más lejos, nosotros estuvimos en la presentación de Gloud, hecho por Turner Argentina. Pero la posta es que ninguna de esas empresas es Google.

Google tiene una infraestructura bestial. Si existe gente que puede cambiar la manera de jugar, son ellos. Y más si tienen el apoyo de Ubisoft (Assassin’s Creed Odyssey), 2K Games (NBA 2K), Bethesda (DOOM Eternal) y Jade Raymond como plus inicial.

El problema que tuvieron siempre estos servicios, además del obvio detalle del catálogo, fue la latencia. Esa cantidad de tiempo entre que apretamos el botón y se ve reflejado en la imagen. Problema que Netflix, por no precisar interacción con el usuario, no tiene.

Y si bien muchos de los servicios existentes estaban logrando superar ese tema, se veían obligados a bajar la resolución, los FPS (imágenes por segundo) y demás detalles. Básicamente, bajar el rendimiento del videojuego en post de poder seguir la transmisión. Pero parece que todo eso no va a ser un tema para Google Stadia.

No solo se va a poder reproducir desde cualquier dispositivo compatible con Chrome y con acceso a internet, sino que va a tener un poder de procesamiento gráfico en sus servidores de 10.7 teraflops, permitiendo jugar a 4k y 60 fps. Una locura si pensamos que PlayStation 4 Pro tiene 4.2 y Xbox One X 6.0.

Lo que significa que podrá correr juegos mucho más potentes y sin necesidad de comprar una consola. Con un  smartphone o compu va a ser suficiente. Incluso se va a poder usar en un smart TV si compramos el joystick oficial que lanzarán con el servicio.

Como ven, acceder a videojuegos va a ser mucho más sencillo que hasta el momento. Se va a poder jugar desde casi cualquier lado, por una tarifa fija y sin comprar ninguna consola. Por lo que, entonces, se deben estar preguntando: “¿Por qué no te gusta Google Stadia?”. Y, la verdad que por varios interrogantes.

  • No sabemos que tanta accesibilidad van a tener los desarrolladores independientes para publicar sus videojuegos. Se dice que al principio tendrían que tener una empresa con domicilio fiscal en Estados Unidos. Ni que tanto ganarán con la venta de sus juegos. Hasta el momento reciben entre un 20 y un 40% si están en una plataforma digital y con un publisher que los apoya. Sino, puede que tengan un poco más. ¿Pero en el caso de Google Stadia cómo va a ser? ¿Por reproduciones como en Spotify y YouTube? Pobre industria, entonces. Ni hablar del futuro del negocio, que se puede llegar a hacer aún más comercial que ahora. Afectando la creatividad y originalidad de los más independientes.
  • Si ya estábamos perdiendo casi toda propiedad sobre los juegos que comprábamos porque su mayoría son digitales y no físicos, o se pueden usar solo si tienen servidores activos, esto marcaría el fin total. Ya que, tal como pasa con Netflix, el catálogo se va modificando todo el tiempo. Por lo que la posibilidad de estar jugando algo y no poder continuar la partida porque el título no está más disponible por finalización de contrato, es una posibilidad real.
  • La disponibilidad por territorios y la posibilidad de un monopolio. ¿Nos perderemos grandes juegos por no estar dentro del mercado que le interesa a Google? ¿O llegará al tercer mundo como hizo Netflix? ¿Se transformará en un monopolio que se coma a las demás empresas? ¿Caerán muchos por el camino? Todo eso se puede llegar a dar y no está para nada bueno. La competencia es clave en el mercado y Google con su infraestructura podría llegar a romper con eso. Porque hasta el momento tenemos a PlayStation, Xbox y Nintendo. ¿Esto las afectará? ¿Me estoy poniendo viejo y conservador? También es factible.

En fin, los problemas y consecuencias pueden llegar a ser muchos. Aunque no sabemos a ciencia cierta que Google Stadia vaya a funcionar. Los reyes de internet ya fracasaron anteriormente con Google + y YouTube Gaming. Lo puede llegar a hacer de nuevo.

Está llegando a una industria con una base gigante de usuarios que tienen sus usos y costumbres. Tal vez no quieran cambiar. O tal vez si. No hacemos futurología, pero si estamos obligados a ver los pro y contras de un servicio que, por la empresa que tiene detrás, puede llegar a cambiar la industria para siempre.

La seguimos cuando haya más información y se diga su fecha exacta de lanzamiento para 2019 en Europa, Canadá y Estados Unidos. Los leemos.

Estudió Periodismo en la Universidad de Palermo y escribe sobre videojuegos desde finales de 2011, cuando le publicaron su primera nota en la revista Irrompibles. Luego fue editor y redactor durante 3 años de OWG, colaboró con "El Ciudadano de Pergamino", Planeta Gurú, y co-condujo el programa de radio online "Tanto de todo", por dotcom radio. Pueden contactarlo en: juanlomanto@pressover.news

Advertisement

Tendencias

Copyright © 2018 PressOver.news