Conectate con nosotros

VideoJueves

Steamworld Dig

Mitad plataformas, mitad metroidvania, mitad Minecraft. Super western.

Mer Grazzini

Publicado

en

Steamworld Dig

Bienvenidos a otra semana de VideoJueves, la columna en la que les recomiendo juegos chiquitos, independientes, casi siempre gratuitos y con diferentes temáticas mensuales.

Para cerrar el mes de western, les traigo no uno, sino dos juegos, parte de la misma saga. Steamworld es una serie creada por el estudio Image & Form, de Suecia. Se compone de varios juegos con mecánicas distintas, pero ahora nos vamos a enfocar en los Dig.

Como verán, se trata de un producto bastante más grande que lo que suelo recomendar, pero como no son tan conocidos y son parte de los indies de Nintendo, los voy a nombrar igual (NdE: porque es re heavy re jodida).

Steamworld Dig es un juego mitad plataformas, mitad metroidvania, mitad Minecraft. (Así, como hacía Jesús, que dividía en tres mitades).

Jugamos en un pequeño pueblo del desierto, en un lejano oeste muy especial. Porque no vamos a encontrar pistoleros, ni caballos, ni ningún ser vivo. Todos en este mundo son robots. Esta es la impronta de la saga: Robots que funcionan a fuerza de vapor. Y es, de hecho, el único nexo entre los distintos juegos. Ya que los demás de la colección transcurren en el espacio, o en la edad media, y tienen otras mecánicas: estrategia por turnos, disparos, cartas, tower defense. Y están todos buenos a su manera. Una cosa muy rara.

Volvamos Steamworld Dig. Vamos a jugar con un robot llamado Rusty, que llega a un pequeño pueblo minero caído en la miseria y se pone a cavar para buscar riquezas. Pero apenas empecemos a cavar nuestro camino hacia abajo, vamos a encontrar todo tipo de peligros, secretos y una gran historia para descubrir. No les puedo contar mucho, porque parte de la magia es ir sorprendiéndose con un juego que no parecía ofrecer más que un poco de acción minera.

Este juego cuenta con una segunda parte que es mucho mejor en cuanto a arte y mecánicas, pero que no cuenta con ese elemento sorpresa de la entrega anterior. Quizás justamente porque el factor de exploración queda un poco rezagado, es que se hizo hincapié en mejorar la jugabilidad y agregar varias mecánicas nuevas para hacer la experiencia más divertida. Además de durar varias horas más.

Estos juegos no son gratuitos, pero no son demasiado costosos, sobre todo el primero. Pueden encontrar ese y su secuela en Steam. Les aseguro que valen su precio y, al terminar el primero, van a quedar super manijas de saber cómo sigue la historia de este pequeño pueblo del western robótico.

Nos vemos la semana que viene con una nueva temática mensual.

Corresponsal desde Rosario. Mer divide su tiempo entre luchar contra su tesis de licenciada en Bellas Artes, componer canciones y hacer jueguitos. Sus brownies son reconocidos en varias provincias.

Advertisement

Tendencias

Copyright © 2018 PressOver.news