Conectate con nosotros
Bloodroots Bloodroots

Analisis

Bloodroots

Jugar a la velocidad de la luz.

Raissa Jerez

Publicado

en

Bloodroots es un juego que esperé desde el Nintendo Direct de Indies de marzo del 2019. Así es, tuve que sentarme pacientemente un año completo desde que lo anunciaron para poder jugarlo y la verdad es que valió la pena.

Debo confesar que durante la primera media hora me compliqué muchísimo porque, como crecí con Mario Bros, no estaba preparada para el gameplay veloz e improvisado que ofrece Bloodroots. Una aventura de niveles cortos que te mantiene alerta constantemente, donde ya que no hay tiempo muerto entre una acción y la otra desde el segundo en el que arrancas un nivel. Además, los controles son algo sensibles y no hay opción para modificarlos, por lo que es cuestión de adaptarse a la modalidad propuesta y dejarse llevar.

La historia, bastante sencilla, se desarrolla en una clase de lejano (y extraño) oeste. El personaje principal es Mr. Wolf, un tipo que desea vengarse de la traición de su ex tribu, que lo atacó y dejó tirado para que muera. Pero, SPOILER ALERT, no murió y por eso tenemos tenemos un juego por explorar.

Si soy honesta, la verdad es que la historia no es tan necesaria, pero le da un bonito contexto a los escenarios y a la extrema violencia que se presenta desde el minuto uno. Pues sí, el único propósito que tenemos como jugadores es matar absolutamente todo lo que se nos ponga al frente. ¿Lo mejor de todo? Que mientras más rápido matemos a nuestros enemigos y generemos las mejores estrategias para hacerlo de forma efectiva, más combos tendremos. Combos que nos servirán para tener una puntuacion más alta al final de cada nivel, la cual puede ser comparada con las de otros jugadores alrededor del mundo en la tabla de posiciones.

Para cumplir esta sangrienta misión y matar a tus enemigos rápidamente podrás utilizar cualquier elemento de tu entorno y no solo eso, sino que cada objeto que emplees hará que el personaje se mueva de una forma distinta. Un hacha hará a Mr. Wolf más pesado, pero una espada lo volverá súmamente rápido y sutil, lo que ocasionó que pierda el control y caiga por barrancos más veces de las que me gustaría admitir.

También se pueden utilizar barriles y carretas para arrollar a quien se te ponga en frente, lo que nos ayuda a acabar con un puñado de enemigos en cuestión de segundos. Eso sí, hay que tener en cuenta que cada una de estas armas durará tres golpes, por lo que tienes que estar muy atento a otros elementos a tu alrededor para tomarlos de inmediato. Esto puede sonar frustrante (flashbacks a Breath of the Wild), pero en el caso de Bloodroots podemos encontrar un sinfín de cosas para utilizar en cada uno de los escenarios. Desde zanahorias y escaleras, hasta tuercas gigantes y palos de remar.

Incluso podemos improvisar y romper objetos para crear nuevas herramientas. Por ejemplo, podemos destruir una puerta y utilizar un pedazo de madera puntiaguda, o podemos romper cadenas y utilizarlas como un lazo al mejor estilo western. Hay mucho atractivo en tratar de usar cosas poco convencionales y créanme que van querer gastar un poco de su tiempo en descubrir la dinámica de cada arma en este lejano y extraño oeste animado.

La dificultad del juego recae no solo en la velocidad con la que transita, sino en que todo es a ‘un toque’. Matar a alguien requiere de un solo golpe, pero aplica para nosotros también. Si un enemigo consigue tocarnos, morimos instantáneamente y tenemos que empezar el nivel completo desde cero. Así que ni se les ocurra pestañear, pues esto nos permite ir conociendo mejor cada escenario y así podemos probar estrategias distintas para acabar las partidas más rápido y con combos más eficaces. Además, podemos ponernos como reto personal intentar terminar cada uno de los niveles sin morir una sola vez. Lo cual es una verdadera misión imposible.

Lo más lindo de completar cada nivel no es solo ver cómo tu estrategia toma forma y te da un hermoso y gordo puntaje, sino que cada vez que matas al último enemigo de cada escenario, hay una pequeña escena animada en donde se ve a Mr. Wolf descuartizar a alguien haciendo gala del estilo y diseño tan único de Bloodroots.

Puede que no sea una historia inmensa, con miles de niveles o un mundo abierto, pero no tengas dudas de que vas a querer jugar cada escenario una y otra vez para mejorar la técnica, tener puntajes más altos y competir en la tabla de posiciones online. Bloodroots entra en la categoría de un clásico moderno. Si te gustó Hotline Miami y Katana Zero, es muy posible que este veloz y adictivo juego sea para ti.

 

7 Puntos
Lo bueno
  • Diseño/Gráficos originales y coloridos
  • Combate fluído
  • Gameplay Adictivo
  • Todo es un arma
  • Ninguna partida es igual a otra
  • Tablas de posiciones online
  • Lo malo
  • Controles muy sensibles
  • Niveles lineales
  • La pantalla inicial demora en cargar
  • La cámara por momentos es incómoda
  • Ausencia de multijugador
  • Desarrollador: Paper Cult
    Lanzamiento:  28 de febrero de 2020
    Plataformas: PlayStation 4 – Xbox One – PC – Switch
    ¿En Español?: Si
    Fuente: Copia provista por Nintendo Latam

    Comunicadora audiovisual. Formada en la vieja escuela del Super Nintendo y Mario Bros. Pasó sus mejores años entrenándose como maestra Pokémon y niña Digielegida. Pasa sus días hablando de la comida de su país, de Nintendo Switch y de libros que nadie lee. Su mayor logro en la vida fue ser invitada especial al set de Game of Thrones. A veces hace de youtuber en ‘Rai Reviews’ y colabora con textos para GitGudOK.

    Tendencias

    Copyright © 2018 PressOver.news - Buenos Aires, Argentina.