24.2 C
Buenos Aires
sábado, febrero 27, 2021

Overcooked! All You Can Eat

Más notas

Pablo Vecchio
Pablo Vecchiohttp://Columnista
Especialista en seguridad informática por necesidad, gamer por placer. Malísimo aceptando la derrota, de decente rendimiento futbolístico jugando abajo. El Final Fantasy Tactics original es mi norte. Lo de la foto es Gatorei’.

Para aquellas personas que no saben que es Overcooked, hablamos de uno de los juegos más entretenidos de experimentar en grupos de 2, 3 y hasta 4 personas. Es el juego que encontramos para jugar en pareja con Jime cuando empezábamos a salir y por ende, tiene un lugar asegurado en mi corazón. En este fichín encarnamos una cantidad inmensa de personas y bichitos que tienen una meta muy noble: cocinar todo tipo de platos lo más rápido posible para ayudar al Rey Cebolla y su perro Kevin a salvar el mundo de albóndigas intergalácticas mutantes y panificados zombies.

Para quienes ya lo vienen jugando hace rato, saben que no sólo es una droga muy adictiva, sino que además es un gran desafío para descubrir la dinámica de las relaciones. Está casi garantizado por la universidad de Berazachusetts (?) que una pareja firme sobrevive jugar Overcooked sin separarse.

Overcooked

Cuestión que con la llegada de la nueva generación de consolas, Team 17 y Ghost Town Games deciden lanzar Overcooked! All You Can Eat tanto para PlayStation 5 como para Xbox Series X/S, que reúne Overcooked y Overcooked 2, pero además incluye todos, absolutamente todos sus DLCs, claro que en 60 frames por segundo, resolución 4K, y por las dudas, multiplayer online crossplay. Entretenimiento asegurado y en cantidades que haría sonrojar a la más abundante de las mesas de navidad.

El gameplay, independientemente de la cantidad de jugadores, se basa en preparar diferentes ingredientes de alguna forma en particular (cortarlos, hervirlos, saltearlos, tirarlos, etc) para luego combinarlos, emplatarlos y servirlos, satisfaciendo así en tiempo y forma los pedidos que van llegando a la cola. Completar varios pedidos seguidos en el orden estipulado y sin que se venzan hace que nuestro multiplicador de propina suba y por ende nuestro score final nos permita alcanzar las tan preciadas 3 estrellas que cada nivel otorga.

En Overcooked tenemos tres botones (tomando PS como referencia): agarrar (Equis), cortar/interacción especial (Cuadrado) y correr (Círculo). Con esos 3 comandos debemos resolver una plétora de niveles que arrancan con preparar cosas básicas como ensaladas de lechuga y tomate, para luego dar paso a recetas más complejas como pizzas de diferentes sabores o rolls de sushi. Es acá donde Overcooked demuestra una de sus mayores virtudes: la curva de aprendizaje del juego, que te va sumando diferentes elementos a medida que vas avanzando y de a poco te los va mezclando para terminar creando niveles de una complejidad relativamente alta, capaz de tensar cualquier ambiente.

Overcooked

Overcooked 2 es más Overcooked, pero ahora con una función más para el botón Cuadrado la cual cambia absolutamente todo el juego: arrojar. Lo que antes era llevar una porción de arroz a una olla dasheando reiteradas veces, se convierte en un concurso de quién es el mejor tirador de triples de la cocina. Porque claro, ahora podés lanzar cualquier ingrediente y “embocarlo” en ollas, sartenes, batidoras y demases, para ahorrar tiempo y sentirte un crack.

Más allá de esto algo que no deja de sorprenderme, sobre todo jugando los DLCs, es la cantidad de mecánicas nuevas que Ghost Town Games agrega con cada pequeña entrega. En esta casa habíamos terminado Overcooked y Overcooked 2 en el momento que salieron pero nunca habíamos comprado los DLCs. Jugando Overcooked! All You Can Eat, nos pusimos super contentes de la cantidad de contenido nuevo que había en cada mapa extra: Desde preparar helados con diferentes salsas, pasando por woks gigantes que hay que arrastrar de un fuego hacia otro, hasta la que es nuestra mecánica favorita: hacer panchitos.

Overcooked

Overcooked! All You Can Eat es un juego que no pueden dejar pasar hayan o no jugado alguna de las versiones previas. Yo que tenía terminados Overcooked y Overcooked 2 me sentí super satisfecho volviéndolos a jugar, sin saber todavía todo lo que me faltaba experimentar de la mano de los DLCs, a los cuales sigo jugando al día de hoy. Para colmo, un dato no menor para mí, este juego tiene una lista de trofeos en PlayStation completamente diferente a aquellas que tenían Overcooked y Overcooked 2, con lo cual mi placer se multiplicó por 10. No dejen de probar esta recopilación que desborda buen gusto y tiene los ingredientes necesarios para dejarles un sabor inolvidable.


Si llegaste hasta acá y te gusta lo que hacemos en Press Over, medio independiente hecho en Argentina, siempre nos podés apoyar desde nuestra nueva plataforma de financiación: Cafecito. Con un mínimo aporte nos ayudás, no sólo con gastos corrientes, sino que nos dan la alegría de saber que estás del otro lado.

Pablo Vecchio
Pablo Vecchiohttp://Columnista
Especialista en seguridad informática por necesidad, gamer por placer. Malísimo aceptando la derrota, de decente rendimiento futbolístico jugando abajo. El Final Fantasy Tactics original es mi norte. Lo de la foto es Gatorei’.

Más notas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimos artículos