fbpx
20.6 C
Buenos Aires
domingo, septiembre 26, 2021

Imp of the Sun, el Ori peruano desarrollado en menos de un año

Sale el mes que viene, tiene la ayuda de ex trabajadores de la industria triple A y se empezó a hacer en cuarentena. Charlamos con uno de sus responsables y nos cuenta todos los detalles de un desarrollo sorprendente.

Juan Lomanto

Productor General

Se recibió de periodista en la Universidad de Palermo y escribe sobre videojuegos desde finales de 2011. Pero también es fanático de River y de los programas de política. Pueden contactarlo en: info@pressover.news

Más notas del autor/a

Hace un par de semanas Nahuel Arjona, un desarrollador mendocino y lector de Press Over, nos advirtió sobre Imp of the Sun, un juego que quizá nos interesaría cubrir por estar hecho en Latinoamérica y por su parecido con Ori and the Blind Forest. Él tenía el contacto directo y se disponía a hacernos de puente, no podíamos negarnos.

Lo que nos pareció extraño, tras ver el trailer de lanzamiento, es que llegaba a PC el próximo 30 de junio. ¿Cómo no lo habíamos visto antes? Fue un golpe directo al ego del periodista, pero claro, todo tenía una explicación. O eso dicen dentro de su productividad casi mágica.

Imp of the Sun comenzó su desarrollo en cuarentena, hace apenas nueve meses y con un equipo fijo de apenas siete personas. Lo que significa que cuando salga al mercado va a estrenarse con menos de un año de trabajo, lo que tal vez nos da una excusa para no habernos enterado antes (el periodista interno se sigue flagelando).

Si pensamos en los tiempos de producción que se manejan actualmente en al industria y en que apenas es el primer trabajo del estudio Sunwolf Entertainment como grupo, estamos realmente ante un trabajo sumamente sorprendente.

¿Un milagro latinoamericano, tal vez? Parece que no. Parece que acá hay una historia que tiene todo el sentido y, por suerte, José Varón tuvo ganas de contárnosla en detalle.

El músico y Director Ejecutivo del videojuego peruano, nos aclaró muchos de los interrogantes que teníamos sobre Imp of the Sun. ¿Está realmente inspirado en Ori? ¿Es un metroidvania o un acción 2D de aventuras? ¿Qué tanto bebe de la cultura precolombina? ¿Cuántas personas hay detrás, por qué lo hicieron tan rápido y cuánto dura la campaña?

Esas y muchas otras respuestas las van a encontrar en la entrevista que les dejamos a continuación y que realizamos junto a Mer Grazzini. Un capítulo más en nuestra búsqueda de difusión de videojuegos regionales. ¡Ojalá les guste!

Imp of the Sun

¿De qué trata Imp of the Sun y quién es su protagonista?

La protagonista es una criatura creada por la última chispa del sol y tendrá que derrotar a cuatro guardianes para terminar con un eclipse lunar y devolver el sol a la tierra. Es un juego que tiene su historia disponible para los que tienen ganas de descubrirla, para los que quieren leer las pistas y encontrar los coleccionables.

¿Es un metroidvania como Ori and the Blind Forest?

No, es un plataformas de acción y aventura en 2D con una duración de, aproximadamente, ocho horas.

¿Cuántos son en el equipo?

Un Game Designer, dos artistas, dos animadores, dos programadores y yo como compositor, con dos personas más de mi empresa de audio. El equipo habitual tiene siete integrantes.

En los últimos meses vimos varios videojuegos latinoamericanos que apuestan por contar historias inspiradas en nuestra región: Cris Tales, Aztech y Tunche. ¿A qué atribuyen esta toma de consciencia?

Se puede atribuir a coincidencias o a nuestra razón, que puede no ser la de los demás. Queríamos algo distinto a lo que se ve y nos basamos en culturas preincaicas, pero no haciendo un trabajo de fidelización, sino de inspiración. Creamos un mundo nuevo en base a elementos pasados de la región. Para la banda sonora, por ejemplo, usamos un ronroco, que no es de nuestra zona sino de los Andes. La idea va por ahí, que suena latinoamericano sin ser demasiado rigurosos para generar algo nuevo.

Hay mucho registro del arte precolombino, pero de música no hay. ¿Cuáles fueron sus inspiraciones entonces?

Tuvimos la suerte de usar instrumentos de 6 mil años de antigüedad de nuestro museo peruano. Aunque igualmente si hubiera registro de música no lo hubiéramos usado literal. En Imp of the Sun tenemos cuatro áreas: Desierto, montaña, selva e inframundo. Para las montañas usamos el huayno como influencia, pero también tiene coros y ritmos no propios de Latinoamérica. La idea, insisto, es esa.

¿Qué tan real es la inspiración que notamos en Ori and the Blind Forest?

La realidad es que no fue inspirado en Ori ni en Hollow Knight como muchos creen. Cuando lo empezamos a hacer yo no los había jugado, por ejempli, por lo que los compré y me di cuenta que no tenía muchas similitudes con Imp of the Sun. Entendía por qué la gente lo decía, pero la verdad es que son muy diferentes. Ori es metroidvania y exploración, pero el nuestro es más de acción. Y Hollow Knight me encantó pero la verdad es que nunca lo terminé porque lo sentí muy largo y difícil.

Imp of the Sun

¿Cómo encararon la dificultad ustedes?

Fue todo un reto. Tenemos varios sistemas para que no sea ni fácil ni difícil. Por eso nuestro punto de comparación soy yo. El juego base lo tengo que poder pasar yo, los demás del equipo se han pasado Cuphead al 200%, así que no son parámetro. Por eso cuando termina Imp of the Sun se activa una dificultad mucho más alta para los jugadores más exigentes.

¿Consideraron tener en cuenta a la comunidad de speedrunner?

Si bien no hicimos nada puntual para la comunidad, creemos que nuestro juego tiene varios elementos para que aprovechen, como un contador de tiempo.

¿Planean lanzar Imp of the Sun en consolas? 

Aun estamos en conversaciones para definir un publisher, por lo que el port a consolas seguramente los hagamos después, la pandemia atrasó mucho varias cosas. Por el momento solo va a salir en Steam y Epic Games Store.

Imp of the Sun

¿Qué hacían antes de hacer videojuegos?

Los artistas tienen mucha experiencia en el mundo del cine, pero nada de videojuegos. Los programadores habían trabajado en algunos títulos, nuestro director creativo estaba en su último año de la Universidad de Canadá y gracias a las herramientas de Unreal Engine terminó programando un poco sin casi problemas. Yo vengo del mundo de la música y del audio, y mi socio trabajó en videojuegos triple A de la talla de God of War, Bloodburne, Overwatch, entre otros.

¿Todo el equipo es peruano?

La base del equipo sí, pero por ser nuestro primer juego contratamos asesores de Canadá. Donde veíamos una debilidad, pedíamos ayuda para correr los menores riesgos posibles y no perjudicar a nuestros inversionistas. Dos de los game designers que consultamos son justamente del último Ori, y nos marcaron algunos detalles de gameplay muy puntuales. Como quitar algunos frames en determinados momentos del combate y ese tipo de cosas.

¿Qué tan exitoso tiene que ser Imp of the Sun para que sigan haciendo videojuegos? ¿Tienen pensada una secuela?

Tenemos varios caminos pensados, y entre ellos hay una secuela. La verdad es que todavía estamos evaluando el futuro. Por el momento esperamos incluir en algunas ediciones el libro de arte, la música y esas cosas.

Imp of the Sun

Nos sigue sorprendiendo a la velocidad que lo está trabajando. ¿A qué se debe?

Tiene que ver con la visión de nuestro estudio. Nuestro objetivo es crear un ambiente creativo donde las personas puedan crecer. Combinar arte, tecnología y negocios. Sin una de esas patas no funcionaríamos. Todas las decisiones que tomamos fueron por el bien del juego, no por lo que cada uno quería.

¿Cómo planean festejar el lanzamiento?

Tenemos que empezar por juntarnos todos porque algunas personas todavía no se vieron las caras nunca. Después veremos lo demás.


Si llegaste hasta acá y te gusta lo que hacemos en Press Over, medio independiente hecho en Argentina, siempre nos podés apoyar desde la plataforma de financiación Cafecito. Con un mínimo aporte nos ayudás no sólo con gastos corrientes, sino también con la alegría de saber que estás del otro lado.

7 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimas notas