fbpx
20.6 C
Buenos Aires
domingo, septiembre 26, 2021

La escena argentina en el festival A MAZE de Alemania

Hernán Sáez, de NAVE, dio una charla en Berlín, ¡y acá te contamos y te traducimos todo!

Mer Grazzini

Columnista

Desarrolladora de videojuegos rosarina. Elemental de la Manija. Mer diseña videojuegos, anima, da clases, toca la guitarra, escribe acá, y dicen que a veces, incluso, duerme.

Más notas del autor/a

Hace 10 años que se realiza en Berlín el festival A MAZE, algo así como una EVA o GDC pero de Alemania. Durante la última semana de julio se realizó la décima edición, y entre los montones de invitados y entrega de premios, hubo uno muy especial para nosotros. Hernán Sáez, amigo de la casa y una de las cabezas detrás del mítico estudio Videogamo dio una charla hablando nada más y nada menos que de la escena argentina de arcades. 

Para quienes no sepan de qué hablo, los invito a que pasen a leer la crónica sobre el épico torneo de NAVE arcade 2018, o que vean la cobertura en video del torneo de 2019, meses antes del fin del mundo, o incluso la nota sobre el torneo virtual, brazo robótico mediante, de 2020. 

a maze

La charla de Hernán en A MAZE se puede ver en diferido por acá, pero claro, está en inglés (podría ser peor, ¡podría estar en alemán! ¡Sehr schwer! (¡muy difícil!). Pero para quienes no son tan duchos con el inglés, les dejo acá abajo la traducción de toda la charla de Hernán, para que no se pierdan de esta historia super increíble que nos toca de cerca. 

Auf Wiederssehen! 

——

-¿Me podés contar algo sobre vos?

Soy Hernán Sáez, soy parte de Videogamo, un estudio de Argentina que está haciendo juegos desde 2010, y somos parte de un movimiento de arcades artesanales, junto con otros estudios, Soy diseñador, artista gráfico, y un poco de todo, junto con Máximo Balestrini, que es programador y diseñador, y Paloma Balestrini, que es la encargada de redes sociales y producción.

-¿Podés contar un poco sobre la escena local?

La escena empezó en 2012 cuando algunos arcades empezaron a aparecer. Primero estuvo NAVE, después hubo Capitán Menopausia, Cacaborg, Jupitrón, Fuga, Mad Rollers, etc. Porque en ese momento no había arcades ni convenciones de eso. Nosotros teníamos algunas historias previas jugando arcades en los 80s pero no máquinas hechas acá. Había algunos, como Truco, pero eran excepciones. En 2012 empezamos a crear estas máquinas nómadas, y la gente parecía muy entusiasmada con la idea de jugar públicamente y competir, como en una escena regular de arcades.

a maze

Porque es una cualidad del formato, jugar en un lugar público con gente que no conocés. Y eso atrajo jugadores y se creó una escena con los jugadores que iban regularmente a jugar estos juegos que en general no se podían jugar en ningún otro lugar. Y eso hizo que nos hiciéramos amigos de otros equipos; también la escena del chiptune se nos sumó, y nos sumamos a ellos. Y todos estas fiestas y eventos empezaron aparecer, creando la escena under que tenemos hoy, formada de creadores, músicos y muy importante, los jugadores. 

-¿Esto sucede todo en Buenos Aires?

La gran mayoría del movimiento está en Buenos Aires, pero estuvimos haciendo tours con las máquinas en otros lugares, tratando de ampliar la movida; también fuimos a otros países.

-¿Y estos gabinetes fueron reformados o los hicieron uds mismos, cómo funciona eso?

Es una mezcla, algunos juegos tienen gabinetes reciclados de la primera era, con el monitor de la época. Otros fueron construidos especialmente, otros tienen teles adentro, así que es una mezcla de reciclados y hechos especialmente. Hay algunos casos especiales, como Cacaborg, que es un pinball, y está hecho con partes de otros pinballs, o Truchogol, que es un metegol pero con figuras hechas especialmente por Trucho Toys. Es muy diverso, pero no hay dos arcades que sean iguales, y también hay gabinetes reciclados, económicos que se ven muy bien. 

Hacíamos estas fiestas under con chiptune y eso, y también eventos públicos, siguen pasando, bueno, ahora no, pero estuvieron pasando. También hacíamos eventos públicos para el público general que no es tan friki como nosotros, familias con chicos, nos encantan esos. Nos encanta ir a eventos donde la gente no sabe que vamos a estar ahí o qué va a pasar, y se topan con los arcades y juegan. También está la revista Replay, que es una revista en papel que cubre a la escena local y los desarrolladores. se crea un ecosistema de gente que lee sobre el juego, y capaz es de otra ciudad, y después viene y juega los juegos, o nosotros vamos para allá. Y además es genial que sea en papel, porque nos gusta hacer estas cosas físicas.

-¿Y cómo fue lo del colectivo?

Bueno, hacemos juegos, pero también somos parte como jugadores regulares de la escena de bares arcade, y muchos nos volvimos amigos, así que nos juntamos a jugar e ir a bares y charlar. Y en una de estas charlas entre juegos dijimos “Uy, sería re copado tener un colectivo donde poner las máquinas y tener un arcade que se mueva”. Pero claro, quién tiene el colectivo y quién pagaría por esto? Son esas ideas que tenés que decís “Algún día lo voy a hacer”. Pero entonces estuvo la chance de presentar la idea de este documental sobre juegos, y yo conocía a la productora Mulata Films, que son amigos nuestros. Y les dijimos “che, tenemos esta idea de arcades viajando por Argentina” y ellos hicieron el proyecto de esta serie.

Y la serie nos daba la posibilidad de conseguir la plata para comprar o alquilar el colectivo. Y presentaron el proyecto a un concurso y ganaron. Pudimos comprar el colectivo y modificarlo. Terminó siendo más bien un documental educativo, no sólo el tour, sino explicando cómo se hace un arcade. Además nos llevamos un gabinete vacío con una tele y una computadora, y mientras viajábamos, juntamos juegos de las distintas comunidades por el camino. Y eso fue en 2019, fue una gran aventura. Tratamos de hacer las cosas que nos gustaría ver. Me encantaría estar en un lugar y que venga un arcade lleno de arcades, y lo pudimos hacer. Pero bueno, después vino la pandemia y tuvimos que detenernos. Pero bueno, capaz después podemos tener un barco o avión.

-Y sobre NAVE arcade, con torneos y eso, ¿nos podés contar?

En Videogamo tenemos dos juegos que venimos mostrando, uno es Dobotone, que es ideal para fiestas, y lo mostramos por todo el mundo porque es pequeño. Pero antes de eso teníamos NAVE, un shooter blanco y negro, y lo pusimos en un gabinete para una sola presentación. Pero a la gente le copó la idea de este juego que no podía jugar en ningún otro lado. Y querían competir. Así que empezamos a hacer tours a cualquier lugar que nos invitaran. Pero decidimos tomarlo como un tour, así que cada lugar que nos invitaron lo tomamos como un día más del tour, y ya vamos por el 165 y contando. Hicimos un montón de presentaciones, la mayoría en los primeros 3 años. Y otra cosa que hicimos fue estos torneos, una vez por año, que diseñamos para los jugadores que no suelen estar juntos en un mismo lugar, lo juegan en diferentes ocasiones, pero ahí pueden juntarse todos en el mismo lugar en el mismo momento.

A MAZE

Y ganan premios y camisetas. No tenemos merchandising para vender, todo el que existe lo tenés que ganar. Y es parte de lo que les gusta a los jugadores y compiten para eso. Fuimos a Chile, cruzamos los andes, también al norte de Argentina. Y bueno, por la pandemia dejamos de hacer tours. Pero para A MAZE de 2020 hicimos una presentación especial. Porque a Dobotone lo llevamos de viaje, fuimos a GDC y a Tokio Game Show, pero nunca llevamos a NAVE. Entonces para esta presentación decidimos mostrar a NAVE, que la gente no puede jugar porque está tan lejos, y explicarlo y hablar de eso. Y se nos ocurrió que en vez de sólo mostrarlo, podíamos construir un robot.

Básicamente, hay una cámara y este control robot, y vos desde tu pc podés ver la pantalla del arcade y mover las palancas. Y lo preparamos para el A MAZE del año pasado, Fue gracioso y raro a la vez, es un experimento que vamos a seguir mejorando. Pero fue cool porque la idea es que al juego sólo lo podés jugar en el gabinete, pero de esta manera no estamos rompiendo las reglas. Y también para los jugadores fue un desafío nuevo aprender a jugar con el pequeño lag y eso.

-¿Podés explicar un poco de cómo es NAVE?

Es un Space shooter clásico pero es procedural, así que nunca es el mismo. Hay un reloj que es el puntaje, y tenés que sobrevivir lo más que puedas. Lo nuevo es que tenés algunos power up clásicos como energía o bombas, pero acá usamos esa idea de agrandar la nave de los shooters clásicos y lo llevamos al límite de la pantalla. Así que la nave se vuelve muy grande, podés conseguir 25 power ups, pero perdés uno cada vez que te pegan. No tenés vidas, es sólo la energía. El juego estaba pensado para jugarse no más de 20 min, pero los jugadores empezaron a jugar cada vez mejor, y ahora el high score, que está guardado en la máquina, es de cuatro horas. ¡Cuatro horas reales de alguien jugando!

Los torneos se vuelven cada vez más y más largos, porque los jugadores son cada vez mejores, así que es como una fiesta, la gente juega, pero entonces juega alguien muy bueno y son cuatro horas de eso, y la gente duerme, va y viene, es como un festival, un Woodstock de NAVE. 

Y para terminar, me gustaría nombrar a todos los devs, porque nosotros somos sólo una parte de la escena, el resto son: Tumba Games, Game Ever, Shitty Games, Jupitrón, Trucho Toys, Waman Studio, Andrés Borghi, Army of One, Los Pungas De Villa Martelli, Tomás Pernich, Placeholder Studio, gente de Playland que hicieron Trucotron, y también hay gente en Brasil y Uruguay, como Space Giraff3 de Brasil y Plastic Dreams de Uruguay, porque la cosa crece y gente de otros países está también haciendo arcades. También tenemos dos juegos extranjeros, tenemos Octopad, de Patrick LeMieux y Stephanie Boluk y también Line Wobbler de Robin Baumgarten; que nos dejaron una copia de cada juego, así que cuando hacemos eventos los llevamos. Así que muchas gracias a todos ellos. 


Si llegaste hasta acá y te gusta lo que hacemos en Press Over, medio independiente hecho en Argentina, siempre nos podés apoyar desde la plataforma de financiación Cafecito. Con un mínimo aporte nos ayudás no sólo con gastos corrientes, sino también con la alegría de saber que estás del otro lado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimas notas