Conectate con nosotros
A Little To The Left A Little To The Left

Indies-Pensables

A Little To The Left: El TOC nuestro de cada día

Un poquito más, tibio, casi… No, te pasaste.

Mer Grazzini

Publicado

en

Bienvenidos a IndiesPensables, el espacio que encontramos para darle visibilidad a videojuegos cortos e independientes. A veces gratuitos y a veces no, pero siempre relevantes.

Una de las cosas que más me gustan de las jams es ver las interpretaciones que diferentes personas le pueden dar a un mismo tema. Hace unos meses, Mark Brown, gran crítico británico de videojuegos, organizó su jam anual para su canal Game Maker’s Toolkit. Se hicieron 5.500 juegos en un fin de semana, bajo la temática “fuera de control”. Hubo muchas interpretaciones relacionadas con alterar el input del joystick y muchas con cosas desordenadas y desesperantes.

Ya les había hablado de un juego sobre un río rosa por el que vamos con nuestra canoa fuera de control, y yo misma participé en uno sobre manejar un ataque de pánico antes de ir a hacer las compras en plena pandemia. Nada que ver una cosa con la otra, como ven. Y la obra de hoy tampoco se parece en nada. 

A Little To The Left

A Little To The Left (un cachito a la izquierda) es un juego de puzzles breve y hermoso hecho por un matrimonio: Anne Macmillan y Lukas Steinman. Trata sobre las pequeñas interacciones cotidianas de una persona que sufre por cosas que están fuera de su control, y este arreglar y organizar pequeñas cosas de la casa sirve para brindar un alivio y una sensación de orden. 

Básicamente nos vamos a encontrar con distintos grupos de objetos cotidianos, hermosamente dibujados, y mediante drag and drop, vamos a poder moverlos y ubicarlos como corresponda. El juego consiste en descubrir cuál es el patrón que sirve para ordenar esos objetos, y una vez descubierto, ordenarlos a todos. No saben lo lindo que se siente. 

Seguramente a más de uno le haya pasado, que frente a los nervios por un examen o alguna situación similar, le vinieron unas ganas enormes de ponerse a ordenar el escritorio o categorizar el interior del placard. Ni hablar de quienes, como su servidora, ponemos todos los envases al derecho en la alacena, corregimos el ángulo de los cuadros en bares o casas ajenas, u organizamos nuestra colección de Pokemones por gama de colores… ah, ¿no todo el mundo hace eso? Bueno. (NdE: Está desquiciada, pero la amamos).

A Little To The Left

Me resultó gracioso que obviamente yo descubrí enseguida qué era lo que había que hacer en cada caso, y en los comentarios había gente que también había descubierto las cosas al toque, pero otros se habían tardado más para darse cuenta del patrón.

A Little To The Left no deja de ser un juego de puzzles, uno muy simple pero también muy satisfactorio. Además, dura unos pocos minutos, no tiene texto, y lo pueden pasar a jugar gratis por acá. Y capaz, en una de esas, hasta les entren ganas de ordenar su casa después. 

Corresponsal desde Rosario. Mer divide su tiempo entre luchar contra su tesis de licenciada en Bellas Artes, componer canciones y hacer jueguitos. Sus brownies son reconocidos en varias provincias.

Advertisement

Suscribite al Newsletter

Tendencias

Copyright © 2018 PressOver.news - Buenos Aires, Argentina.