16.6 C
Buenos Aires
domingo, abril 11, 2021

Across The Grooves: la visual novel más hermosa de todo Steam

Más notas

Mer Grazzini
Mer Grazzini

Columnista

Desarrolladora de videojuegos rosarina. Elemental de la Manija. Mer diseña videojuegos, anima, da clases, toca la guitarra, escribe acá, y dicen que a veces, incluso, duerme.

Bienvenidos a Indispensables, la columna semanal donde buscamos darle visibilidad a esos juegos chiquitos e independientes que valen la pena ser jugados. Hoy le toca el turno a Across The Grooves, del estudio francés Nova-Box.

El formato de visual novel y de ficción interactiva en general es algo que me atrae bastante, pero al que a veces me cuesta acercarme. Una de las cosas que me detienen a la hora de jugar una visual novel es que, a priori, todas se ven igual. Hay una interfaz clásica de fondo detallado + plano medio de personaje (generalmente estilo animé) + cuadro de diálogo debajo. Es tan popular ese template, que incluso hay juegos que se burlan de eso

Pero por supuesto, hay montones de títulos de este género que son realmente memorables, y este que les traigo hoy es uno de esos. 

Across the Grooves

Across The Grooves es literalmente una novela interactiva, por la densidad de la trama, la complejidad de los conflictos y la longitud en general de toda la obra. Y es magnífica desde todo punto de vista. Cada escena tiene una ilustración preciosísima para mostrar la narración, además son completamente diferentes entre sí, sin seguir un patrón como el que acabo de criticar más arriba. Por otra parte, tiene muchísimas: me atrevería a decir que llega a las tres cifras. Nos va a deslumbrar minuto a minuto con estas escenas cuidadosamente plasmadas.

En cuanto a apartado musical, no se queda atrás, no esperaba menos de una historia que gira alrededor de eso. Por un lado, hay unas composiciones muy hermosas que van acompañando la historia y dando vueltas alrededor de varios estilos diferentes, según las elecciones que tomemos y el ritmo junto al tono general de la trama en cada momento dado. Pero además, hay escenas en particular donde nos vamos a encontrar con canciones interactivas, de modo tal que podemos alterar la letra en tiempo real, por supuesto, el tipo de canción que compongamos va a afectar el curso de la historia. 

Porque claro, es una visual novel después de todo, así que la historia es fundamental. La premisa es esta: Jugamos como Alice, una chica de unos treintipocos, que vive tranquila con su novio, cuando le llega un paquete sin remitente a su departamento. Por la letra con la que está escrita su dirección, Alice reconoce que es un paquete de su ex novio que trabajaba en una tienda de vinilos. Y el paquete no es nada más ni nada menos que un vinilo sin etiquetas. 

Across the Grooves

Antes de ir al trabajo, Alice decide escucharlo, y termina teniendo una alucinación mientras se deja llevar por la música, en donde recuerda la noche donde cortó con su ex de los vinilos y conoció a su actual novio. Se despierta pensando que se había quedado dormida, y que quizás por eso no puede recordar cómo va la melodía de la canción que acaba de escuchar. Pero pronto irá dándose cuenta de la cantidad de cosas que cambiaron en su vida por haber escuchado ese disco.

Across The Grooves nos lleva a un viaje por montones de ciudades de Europa, en busca de otras personas que hayan escuchado también este elusivo vinilo maldito, tratando de rastrear el paradero del ex que le envió el disco en primer lugar. 

A mí me pueden particularmente las historias de viajes en el tiempo y de realidades alternativas, así que tuve una especial atracción por esta. Si encima le sumamos los componentes artísticos, el contexto musical que rodea todo y el carácter de casi realismo mágico del relato… Creo que ya quedó claro por qué estoy recomendándolo.

Across the Grooves

Como detalle nerd musical, cuando sonó la canción del vinilo por primera vez, me decepcionó un poco. Es bastante experimental, la voz cantante sigue melodías raras, tampoco podía interpretar bien a dónde estaba yendo la armonía… Pero cuando me di cuenta que parte de la historia es que no es posible recordar la melodía que contiene el vinilo, me di cuenta de la genialidad perpetrada por los desarrolladores del juego.

Una canción que nunca queda muy claro hacia dónde va a ir (que tiene sentido, porque de hecho lo estamos eligiendo nosotros) y que por su carácter experimental, es imposible de tararear o recordar una vez terminada de escuchar. Impresionante.

Lo consiguen en Steam por 160 pesos, lo pueden jugar en castellano, dura alrededor de 3 horas, y tiene un gran valor de rejugabilidad para descubrir todas las formas en las que la historia puede ramificarse. Y uds, ¿se arriesgarían a escuchar el vinilo?


Si llegaste hasta acá y te gusta lo que hacemos en Press Over, medio independiente hecho en Argentina, siempre nos podés apoyar desde la plataforma de financiación Cafecito. Con un mínimo aporte nos ayudás no sólo con gastos corrientes, sino también con la alegría de saber que estás del otro lado.

Más notas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimos artículos